Consejos de un pediatra, experto en alergia infantil, en tiempos de pandemia




AEPNAA sigue recabando testimonios de profesionales sanitarios, vinculados al universo de las alergias, con respecto a su vivencia en tiempos de pandemia. En esta ocasión es el turno de Juan Carlos Julià, pediatra en el Centro de Salud República Argentina de Valencia, experto en alergia infantil, y vocal de la Junta Directiva de SEICAP.

La Atención Primaria constituye la primera puerta de entrada del usuario al servicio sanitario, por este motivo seguimos manteniendo una actividad similar que antes de la pandemia, pero diferente. En estos momentos, en la situación de confinamiento que nos encontramos, la mayoría de las consultas son telefónicas o por medio de un mail que hemos habilitado para los pacientes. Aunque hay situaciones como las vacunaciones en los lactantes que se siguen realizando de modo habitual hasta los 4 meses siempre y hasta los 12 meses si las circunstancias del menor lo precisan. Estamos teniendo una respuesta muy positiva por parte de todas las familias, que comprenden la situación y se muestran muy colaboradoras.

El principal problema que nos hemos encontrado, sobre todo al principio de la pandemia, es no disponer del material de protección adecuado para la asistencia. Ahora ya estamos un poco mejor, pero seguimos sin tests para realizar. En el caso de los menores, cabe indicar el aislamiento que padece un paciente pediátrico sin la certeza diagnóstica que implica al perderse el control sobre los posibles contagios que se produzcan en el núcleo familiar donde padres y hermanos realizan un aislamiento a ciegas, sin datos fiables de contagios. Aunque afortunadamente los niños suelen ser asintomáticos o tener síntomas leves pueden estar en contacto con personas de riesgo y resulta difícil un aislamiento solo por medio de un diagnóstico clínico sin realizar tests.

En relación a los pacientes asmáticos y alérgicos hemos de recordar que no tienen más riesgo de sufrir COVID-19 que los niños sin alergia, por lo tanto, no son considerados de riesgo, aunque sí deben seguir las recomendaciones lanzadas para toda la población y protegerse para no contagiarse del nuevo coronavirus. En relación a la inmunoterapia (vacunas de la alergia), con el objeto de prevenir contagios y no saturar a los servicios sanitarios de hospitales y atención primaria, estamos recomendando retrasarlas hasta que la situación asistencial lo permita. Luego ya nos encargaremos de administrar las dosis convenientes según los casos.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Alergias alimentarias en tiempos de pandemia: una reflexión para la empatía.

Precauciones por la epidemia de coronavirus para niños con asma

Operativa de los alergólogos de la Comunidad Valenciana en tiempos de coronavirus